miércoles, 16 de junio de 2021

Oración a San José que ha producido muchos milagros.


Acude en tus necesidades al humilde carpintero, más abajo tienes una oración para pedirle su intercesión.

¿Escuchas a menudo sobre milagros que aún ocurren en nuestro mundo? Son eventos extraordinarios en los que se hace patente la presencia de Dios. Personalmente he visto algunos ocurridos a personas a los pies del sagrario, en la dulce presencia de Jesús Sacramentado.

Créeme, nunca será igual leer sobre esos milagros a que te ocurran a ti. Y a mí me ocurrió uno impresionante gracias a san José.

Cada año para estos días escribo sobre el milagro que obtuve por la intercesión del buen san José. Y es que no fue poca cosa. Era tan evidente la presencia y protección de san Jose, que le prometí en adelante hablar de él a todo el que pudiera y promover su devoción con gran piedad, pues es un santo extraordinario, padre terrenal de Jesús, nuestro Redentor.

Hoy en misa, cantamos el Himno a san José y recordé aquella promesa que hice un día como hoy, hace más de 10 años, cuando atravesaba una difícil situación y mi vida cambió gracias a este humilde carpintero.
Él te ayudará

No tengas reparo en acudir a san José en tus necesidades como lo hice yo, una mañana. ¿Crees que Jesús no le concederá lo que le pida para ti?

En 1889 el Papa León XIII escribió una encíclica sobre la devoción a san José. Debes leerla, está disponible en Internet. Cuando lees frases como esta:
“… ustedes conocen los tiempos en los que vivimos; son poco menos deplorables para la religión cristiana que los peores días, que en el pasado estuvieron llenos de miseria para la Iglesia. Vemos la fe, raíz de todas las virtudes cristianas, disminuir en muchas almas; vemos la caridad enfriarse; la joven generación diariamente con costumbres y puntos de vista más depravados”.

Vas a sentir que la escribieron para nuestros tiempos, el mundo actual con la oscuridad que se vive. Es una carta bellísima. Los documentos de nuestra Iglesia son extraordinarios.

Oración

A ti, bienaventurado san José, acudimos en nuestra tribulación, y después de implorar el auxilio de tu santísima esposa, solicitamos también confiadamente tu patrocinio.

Con aquella caridad que te tuvo unido con la Inmaculada Virgen María, Madre de Dios, y por el paterno amor con que abrazaste al Niño Jesús, humildemente te suplicamos que vuelvas benigno los ojos a la herencia que con su Sangre adquirió Jesucristo, y con tu poder y auxilio socorras nuestras necesidades.

Protege, oh providentísimo Custodio de la divina Familia, la escogida descendencia de Jesucristo; aleja de nosotros, oh padre amantísimo, este flagelo de errores y vicios. Asístenos propicio desde el cielo, en esta lucha contra el poder de las tinieblas; y como en otro tiempo libraste de la muerte la vida amenazada del Niño Jesús, así ahora defiende a la santa Iglesia de Dios de las hostiles insidias y de toda adversidad.

Y a cada uno de nosotros protégenos con tu constante patrocinio, para que, a ejemplo tuyo, y sostenidos por tu auxilio, podamos vivir y morir santamente y alcanzar en los cielos la eterna bienaventuranza. Amén.

No hay comentarios.:

Publicar un comentario

BÚSQUEDA POR TEMA

DONACIONES

Notas recomendadas

Síguenos por email/Follow by Email