lunes, 17 de mayo de 2021

Ex-pastor Scott Hahn lo hace oficial: Su hijo será ordenado sacerdote el 21 de mayo.

Este mes, mayo de 2021, estoy viendo a mi hijo Jeremías convertirse en sacerdote. Como teólogo laico y católico catequizado, sé lo que esto significa. Será transformado hasta las raíces de su ser. Se conformará a Cristo de una manera especial para que pueda hablar palabras divinas con poder divino, perdonando los pecados y haciendo a Jesús realmente presente. Recibirá el poder del Espíritu Santo para actuar 'in persona Christi' - como 'otro Cristo' (alter christus) - para ministrar como un sacerdote terrenal al servicio del mismo Jesucristo, nuestro único Sumo Sacerdote, en las alturas del cielo ( Hebreos 8: 1-4).

Como profesor de Sagrada Escritura y Teología, sé todo esto por el testimonio de la Biblia y la Tradición. El sacerdocio de Jesucristo, compartido con el clero de su Iglesia, es evidente tanto en el Antiguo como en el Nuevo Testamento. Está prefigurado en el Antiguo y cumplido en el Nuevo. Lo sé por los brillantes estudios de académicos de mi campo, desde André Feuillet y Thomas Lane hasta Carter Griffin y John Bergsma. Incluso he escrito mi propio libro sobre el sacerdocio, “Muchos son llamados: redescubriendo la gloria del sacerdocio”.

Pero esta vez es diferente para mí. La maravilla está en este mismo momento. Estuve presente, y por la gracia de Dios, un co-creador activo, en la concepción de Jeremías. Lo sostuve cuando nació. Lo consolé cuando le estaban saliendo los dientes. Caminé con él durante la adolescencia. Sin embargo, nada de lo que he presenciado en su vida puede igualar la maravilla que Dios obrará el 21 de mayo en el Sacramento del Orden Sagrado.

Ore por Jeremías. Rezad ante todo por su fidelidad. Pero ore también para que él, como Jesús en su ministerio y como Dios en el acto de la creación, haga “todas las cosas bien” (Marcos 7:37). Porque no solo estará trabajando para Dios; estará haciendo la obra de Dios, con las manos de Dios. Que al final de cada día pueda mirar atrás y ver lo bueno (de hecho, las maravillas) que Dios ha obrado a través de las manos benditas de un hombre del este de Ohio.

Gran parte de lo que hacemos en el St. Paul Center es una expresión de nuestro amor por el sacerdocio. Hemos estado ofreciendo conferencias y retiros para el clero desde 2005. Hemos publicado numerosos libros sobre la vida de los sacerdotes y el significado del sacramento. No me enorgullezco cuando digo que, desde el momento de mi conversión, he conservado un vivo aprecio por la belleza de las Sagradas Órdenes. A través de los escándalos y las deserciones, esto solo ha aumentado. Pero este mes estoy experimentando algo completamente nuevo. Soy testigo de la maravilla de Dios en tiempo presente, desde adentro.

Los invito a unirse a mí en su oración. ¡Y les agradezco de antemano ese regalo!

1 comentario:

  1. Dios bendiga este ministerio en Jeremías, "Dios siempre escribe recto, en renglones torcidos". Esto no lo entendía hasta que regrese a la verdadera Iglesia de Cristo, y escritores como usted me ayudaron en el regreso a casa. DIOS BENDIGA A SU HIJO Y SU HOGAR

    ResponderBorrar

BÚSQUEDA POR TEMA

DONACIONES

Notas recomendadas

Síguenos por email/Follow by Email