viernes, 26 de abril de 2019

La envidia: La trampa del demonio que conduce a los celos y a la mentira


LA ENVIDIA: TRAMPA DEL DEMONIO QUE CONDUCE A LOS CELOS Y A LA MENTIRA 

La envidia es un pecado capital inspirado por el demonio que hace que las personas hagan cosas inmorales para obtener lo que tienen otros 

Uno de los dúos musicales más famosos de todos los tiempos fue el grupo de Milli Vanilli. Los cantantes eran exóticos, porque ambos eran de origen alemán y además eran negros. ¡Curiosa combinación! ¿verdad? 

El productor de Milli Vanilli quería crear un dúo musical de origen europeo que compitiera contra la poderosa industria musical de los Estados Unidos. 

Milli Vanilli y su productor querían que el grupo musical fuera exótico, diferente, que cantara música pop en inglés y que compitiera contra los cantantes de Estados Unidos. 

El dúo Milli Vanilli alcanzó la fama muy rápido. En poco tiempo eran amados en toda Europa, incluso por los estadounidenses. Recibieron uno de los premios más importantes de la música: El premio Grammy.



Con la llegada del éxito produjeron millones de discos y realizaron muchos conciertos alrededor de todo el mundo... Y vino la desgracia!: 

¡Milli Vanilli eran un par de impostores! Ellos no eran los que cantaban, ¡eran otros músicos los que cantaban por ellos!. Durante los conciertos y los videos, Milli Vanilli sólo movían la boca, pero eran otros quienes cantaban. Esos otros nunca recibieron ni un sólo aplauso. 

Milli Vanilli y su productor querían competir con los cantantes de Estados Unidos y crearon una completa farsa. ¿Saben cómo se llama eso? El pecado capital de la envidia. 

Tienes que saber que la envidia es un pecado capital inspirado por Satanás que hace que las personas hagan cosas inmorales para obtener lo que tienen otras personas. 

La Envidia es sentir tristeza porque a otro le va bien o sentir alegría cuando a otro le va mal. Cuando las personas son envidiosas se comparan con los demás y nada mas tienen ojos para ver lo que el otro hace o tiene y que tú no. 

La sana competencia es buena y muy sana, pero hay que tener cuidado de no caer en la trampa de Satanás, la envidia, la mentira y la farsa. 

A Milli Vanilli le quitaron el premio Grammy y todas las productoras musicales borraron toda su música porque era una farsa. 

Uno de los cantantes de Milli Vanilli se deprimió tanto por el escándalo que empezó a usar drogas. Unos meses después lo encontraron muerto por una sobredosis. 

El otro cantante es la burla y el rechazo de la gente que lo conoce. Hace muchos días no se sabe nada de ese cantante. 

No le des entrada al demonio 

El Cuaresma, es un tiempo de encuentro con el Señor Jesús en oración, ayunos y limosnas. En este tiempo en particular el demonio es dónde más ataca. 

El demonio es astuto, y en esta cuaresma va a intentar de todo por distraer tu atención de lo que estás haciendo para que te fijes en lo que hacen los demás. 

El demonio tratará de que mires a los lados y para que veas si tu compañero lo está haciendo mejor que Tú. 

¡Cuidado!, los cristianos no estamos compitiendo el uno contra el otro, más bien sigamos el consejo que nos dejó San Pablo: 

"Anímense, entonces, y edifíquense los unos a los otros" (1 Tes. 5.11) 

Tenemos que aceptar con alegría todos los dones y carismas que el Señor Jesús, en su gran misericordia, nos ha dado a cada uno de nosotros. 

Utlicemos cada uno esos dones en pro y beneficio de los demás. Evitemos por todos los medios, no caer en la trampa de la envidia como le ocurrió al grupo musical Milli Vanilli. 


Visítanos en Facebook y conoce todas las noticias del mundo Católico de actualidad. 


CATHOLIC MAGAZINE depende del apoyo de lectores como tú para seguir defendiendo nuestra fe Católica, la cultura de la vida, la familia y la libertad de fe. AGRADECEMOS SU DONATIVO, DIOS LE BENDIGA 

NOTA IMPORTANTE: La publicidad que aparece en este portal es gestionada por Google y varía en función del país, idioma e intereses y puede relacionarse con la navegación que ha tenido el usuario en sus últimos días.


1 comentario:

  1. La envidia causa mucho daño y a veces para siempre.Alégrate con los dones y cualidades que tienes ya que Dios a todos da luces y gracias que otros no tienen.Busca tus cualidades y triunfarás,no veas lo que tienen otros,pues no sabes como sufren en su interior y las carencias que tienen.Todos debemos ser felices y alegres por que valemos mucho para Dios.

    ResponderEliminar

BÚSQUEDA POR TEMA

DONACIONES

Notas recomendadas

Síguenos por email/Follow by Email